Seleccionar página

Esta semana queremos dedicar la entrada de nuestro blog a contaros por qué nos parece FUNDAMENTAL la formación para los voluntarios que van a realizar su voluntariado con personas, en especial para los que lo harán con personas mayores.

 

Definición de voluntario.

 

Primero debemos establecer a qué nos referimos cuando hablamos de persona voluntaria. Según el diccionario de la Real Academia Española:

voluntario, ria

Del lat. voluntarius.

1. adj. Dicho de un acto: Que nace de la voluntad, y no por fuerza o necesidad extrañas a aquella.
2. adj. Que se hace por espontánea voluntad y no por obligación o deber.
3. adj. Que obra por capricho.
4. m. y f. Persona que, entre varias obligadas por turno o designación a ejecutar algún trabajo o servicio, se presta a hacerlo por propia voluntad, sin esperar a que le toque su vez.

 

Nuestra experiencia.

 

Nuestra labor reside, entre otras, en dar a conocer la importancia de la psicología en el envejecimiento, de manera que damos formación a profesionales y a voluntarios.
Consideramos importante la formación a estos últimos ya que hemos comprobado, por experiencia, que lo que empieza con buena intención puede acabar siendo un mal trago para el voluntario y los receptores de su servicio.
En todos los ámbitos se necesitan unos conocimientos básicos y, cuando se trata con personas, más.

Vamos a poner el foco en los voluntarios que acuden a residencias o asociaciones.

 

Residencias:

 

En el caso de las residencias, no todos los residentes tienen las mismas capacidades físicas, cognitivas y emocionales. Hay personas con las capacidades cognitivas intactas, es decir, no tienen problemas de memoria, ni de atención, ni para la lectura, escritura o el habla; pero pueden estar en una silla de ruedas, por ejemplo.
Hay otros residentes físicamente bien, pero padecer deterioro cognitivo debido a demencia.
Además, en muchos casos, también tienen asociados trastornos del estado de ánimo, es decir, depresión, ansiedad, estados de duelo, etc.
A su vez, hay que comprender que, como cualquier persona, un día pueden estar bien de ánimo y con ganas de hacer cosas, y otros días, no apetecerles nada.

Por tanto, la población en una residencia es muy heterogénea, y aunque el voluntario vaya a ver a una persona en concreto, es cierto que hay poca privacidad en estos centros, y también tendrá que relacionarse con el resto de las personas que viven en ella. Así como deberá de estar mínimamente preparado para afrontar las situaciones que puedan aparecer.

Cuando hablamos de afrontar no nos referimos a que el voluntario tenga que solucionar ningún problema, para eso están los profesionales que trabajan en la residencia, pero sí que sepan gestionar la situación y actuar en concecuencia. Pongamos un ejemplo:

Estamos en el salón conversando con la persona que hemos ido a visitar, y se produce una fuerte y vistosa pelea entre otros dos residentes. Podemos:

a) Quedarnos y presenciar la pelea para enterarnos de qué ocurre.
b) Salir tranquilamente, con la excusa de dar un paseo con la persona que hemos ido a visitar, para situarnos en un lugar más tranquilo y avisar al primer profesional que nos encontremos en el camino. Todo sin alarmarnos y, sobre todo, sin alarmar al resto de residentes.

 

Asociaciones:

 

Las asociaciones, por regla general, están formadas por personas con algún tipo de trastorno (distintos tipos de demencia, enfermedad de Parkinson, cáncer, etc.). Esto supone que las características y la situación de las personas que la forman no son “comunes”, por lo que es innegable la necesidad de preparación. No podemos entrar a una sala donde se realiza estimulación cognitiva a personas con demencia tipo Alzheimer grado medio, sin unos conocimientos básicos sobre estimulación cognitiva en este tipo de demencia. No hablamos de colorear, sumar, leer o cantar canciones sin un fín, sin una estructura, sin una metodología, hablamos de ESTIMULACIÓN COGNITIVA. Y no todo el mundo sabe implementarla.
Por otro lado, el voluntario se enfrenta a situaciones personales duras: las personas que asisten a dicha asociación pueden tener trastornos psicológicos o emocionales, (llanto, gritos, apatía, tristeza, etc.) y/o trastornos del comportamiento (deambular, dar golpes, levantarse todo el rato, temblores, etc.). Una persona voluntaria debe estar preparada para este tipo de situaciones; saber cómo afrontarlas y saber cómo actuar cuando no se ve capaz de afrontar alguna.

 

¿Qué puede suceder, en los casos que mencionamos, si el voluntario no está preparado?

 

Hemos visto todo tipo de situaciones, pero vamos a enumerar algunas:

  • El voluntario se sienta al lado de la persona, coge el móvil y se tira la hora sin hablar con la persona ni mirarla.
  • El voluntario le habla a la persona como si fuera un niño y/o con aires de superioridad.
  • El voluntario se pone a llorar desconsoladamente delante de la persona causando un gran desconcierto en esta.
  • El voluntario está de charla y risas con otros voluntarios sin prestar atención a las personas que tiene a su alrededor.
  • El voluntario se levanta y se va. Dejando a la persona estupefacta, enfadada y posteriormente entristecida y rechazada.
  • El voluntario no comprende la enfermedad de la persona que tiene delante, y se enfada con él.
  • El voluntario habla de la persona con otros voluntarios o profesionales, como si la persona mayor no estuviese delante.
  • El voluntario, en el caso de una persona con silla de ruedas, mueve a la persona, cuando esta se encuentra de espaldas, sin avisarla, causándole sorpresa y malestar.
  • El voluntario, ante la impaciencia y frustración que le produce que la persona tarde en hacer los ejercicios de estimulación cognitiva, los hace por ella.

 

Algunas habilidades y actitudes necesarias en el voluntario.

 

Decimos “algunas” porque dependiendo del tipo de voluntariado y las personas con las que nos vayamos a relacionar, serán estos, otros, o simplemente se añadirán algunos más. Nosotras enumeramos los que consideramos básicos si el voluntariado se va a hacer con personas.

 

  • Empatía
  • Habilidades de escucha
  • Habilidades de comunicación
  • Trabajo en equipo
  • Capacidad de aprendizaje
  • Habilidades en solución de problemas
  • Disponer de tiempo
  • Responsabilidad
  • Buen ánimo
  • Paciencia
  • Capacidad de autocrítica

Estas son habilidades que se necesitan para ser un buen voluntario, pero si bien es cierto que no todos las tenemos, si que podemos desarrollarlas. La empatía, la paciencia, disponer de tiempo y ser responsable son básicas para empezar un voluntariado con personas mayores. Las demás, con una buena actitud, formación y con un buen responsable y guía antes y durante el tiempo de voluntariado, se pueden desarrollar.

 

Necesidad de formación para el voluntariado con personas con demencia.

 

En el caso de personas con demencia, a lo dicho anteriormente hay que añadir ciertos conocimientos.
Son necesarios conocimientos básicos sobre el tipo específico de demencia, así como habilidades para el manejo de ciertos síntomas comunes.
Dentro de cada tipo de demencia, los síntomas que pueden aparecer en cada persona son muy variables. Es decir, dos personas con el mismo tipo de demencia no tienen por qué mostrar los mismos síntomas conductuales ni psicológicos, de ahí la necesidad de una formación general en el manejo de estos síntomas y una formación específica en el tipo de demencia. ¿Por qué es necesario el conocimiento básico de la demencia? Pues para entender por qué la persona se comporta como lo hace, para saber que en ningún momento es algo personal, para mejorar nuestra capacidad de empatía, y para saber prevenir posibles conflictos e incluso crisis en la persona.

Para realizar tareas de apoyo en la estimulación cognitiva también son necesarios conocimientos básicos sobre qué es la estimulación cognitiva, cómo se realiza y qué fines persigue. Estimulación cognitiva no es pintar ni hacer manualidades. Estimulación cognitiva es, como la palabra indica, estimular las distintas funciones cognitivas de una forma estructurada, con un fin concreto, de forma progresiva, etc. y para ello podemos realizar ciertas acciones como colorear, pintar un cuadro, hacer un puzle, seleccionar un objeto entre muchos diferentes, leer, contar “batallitas”, realizar ejercicios de cálculo, cantar, bailar, recitar poesía, escuchar música, tocar un instrumento, etc.

 

 


 

Consejos para el voluntariado con personas mayores:

 

No queremos dejar pasar la oportunidad de dar unos consejos básicos para el voluntario que va a tratar con personas mayores:

 

  1. Lo primero es conocer a la persona que tienes delante.
  2. Escucha con atención y toma notas mentales: de la conversación sacarás información importante para relacionarte mejor con él o ella. 
  3. Lo segundo es que él o ella te conozca a ti.
  4. Ten en cuenta (y respeta) la época en la que vivieron.
  5. Interésate por sus gustos y aficiones, actuales y pasados. Por ejemplo: Libros, fútbol, huerto, películas, actores y actrices, coches, motos, cocina, recetas, coser, música. Puede que descubras que tenéis cosas en común.
  6. Comparte estos gustos en común.
  7. Se amable.
  8. No grites.
  9. Mira a los ojos. Lo contrario crea desconfianza o da sensación de rechazo.
  10. Háblale SIEMPRE situándote a su altura. Si está en una silla de ruedas y vas a hacerle un comentario puntual agáchate. Si vas a tener una conversación, busca una silla y siéntate.
  11. Si tienen problemas de audición no te van a escuchar mejor porque grites. Háblales de frente y de forma pausada (no de forma lenta que quede “raro”, solo habla sin prisas) para que puedan leer tus labios.
  12. Escucha, siempre escucha.
  13. Deja que te cuente sus historias, son fuente de información.
  14. Se amable y educado.
  15. Saluda y despídete siempre con educación y alegría.

    Podemos utilizar las nuevas tecnologías, como el móvil, para relacionarnos con la persona enseñándole vídeos, música, etc.

     

  16. Mantén una actitud positiva. Deja los problemas fuera.
  17. Comparte tus inquietudes, crea vínculos y confianza.
  18. Muestra SIEMPRE respeto.
  19. No hables NUNCA como si la persona no estuviera delante o no pudiese escucharte. Crea desconfianza y sentimientos de malestar y rechazo.
  20. Ríete, pero siempre CON ellos, nunca de ellos: por más gracia que te haga que pronuncie mal “esa palabra”, puede que a él o ella no se la haga tanto.
  21. Sal al jardín, da un paseo.
  22. Si le gusta la lectura, lee con él o ella.
  23. Si le gusta la música, escucha música con él o ella.

 


 

Personalmente, y como voluntarias que hemos sido, sabemos que, a no ser que ya conozcas algo del mundo en el que vas a entrar, normalmente se tiene una visión idealizada del voluntariado. Las personas mayores te pueden producir “ternura”, como te lo produciría tu abuelo, pero no son “tu abuelo/a”, al menos hasta que los conoces. Una vez lo haces, crearas vínculos importantes tanto para la persona mayor como para ti.

Pensamos que la base fundamental en la motivación del voluntario no está en la pena o la ternura, sino en el respeto y la admiración por esa persona que ha conseguido llegar hasta ese momento de su existencia, sorteando las dificultades que tiene la vida y que, además, es fuente inagotable de sabiduría.

 


 

En Memoria Vital Psicología realizamos este tipo de formación para voluntarios, siempre adaptándonos al centro y tipo de población donde se vaya a realizar el voluntariado. Si coincidís con nosotras en la importancia de esta formación, y queréis que la pongamos en marcha en vuestro centro, no dudéis en poneros en contacto con nosotras. ¡Estamos a vuestra disposición!

 

¡Os deseamos un feliz lunes y una mejor semana!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

<a href="https://www.freepik.es/fotos-vectores-gratis/personas">Foto de personas creado por freepik - www.freepik.es</a>

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Thanks!








He leído y acepto los Términos y Condiciones.

[recaptcha]